Leon Sedov

La vida de los encarcelados y exiliados de la oposición de izquierda rusa

(Diciembre de 1930)


Escrito: En 1930 por Leon Sedov.
Fuente del texto: The Militant. Vol. III, N º 34, el 1 de diciembre de 1930, p. 5.
Traducción al castellano: Matteo David, diciembre 2017
HTML: Marxists Internet Archive.


 

El Decimoquinto Congreso del PCUS. (Diciembre de 1927) colocó a la Oposición fuera de las filas del Partido y sancionó las medidas represivas del estado tomadas en su contra. En el transcurso de 1928, miles de oposicionistas fueron arrestados y enviados al exilio. A pesar de todo eso, la curva de desarrollo de la Oposición para todo el año de 1928 fue vigorosamente ascendente.A principios de 1929, el G.P.U. ferozmente saqueó las organizaciones de la oposición en toda la URSS. Simultáneamente, la represión no solo aumentó en cantidad sino que también alcanzó una nueva calidad: la creación de reclusorios; privar a los deportados de su trabajo, transferirlos a lugares insalubres, reduciendo su mantenimiento a la mitad; la expulsión del camarada Trotsky; la provocación generalizada, etc. En el ámbito económico y político, el año 1929 se caracterizó por la acentuación del zig-zag izquierdista del centrismo, exigido por la huelga del grano de los kulak en 1928.

La crisis en la oposición

La influencia combinada de estos dos factores, la represión despiadada y una cierta escision provocada por el giro izquierdista del centrismo - colocaron a la oposición ante una grave crisis en el verano de 1929. Una ola de capitulación pasó por los lugares de deportación. En agosto de 1929, el camarada Rakovsky y otros hicieron su famosa declaración.Esta declaración fue un intento de realizar un frente unido con el Partido. Estableció ciertas modificaciones al rumbo oficial y, a partir de ellas, expresó nuevamente el deseo de defender y luchar por sus ideas en la estructura del Partido, subrayando al mismo tiempo que la única garantía seria para el viraje era un cambio de régimen en el partido. La declaración de Rakovsky, como era evidente, fue rechazada. Esto sirvió como una prueba suplementaria del régimen del Partido al mostrar a los elementos de la oposición que dudaban seriamente toda la superficialidad y la falta de sinceridad del viraje hacia la izquierda del centrismo. La declaración de agosto de Rakovsky puso en circulación extensas tesis y sometió la política del centrismo a una crítica profunda y compacta. La respuesta del aparato a la declaración de Rakovsky obligó a la Oposición a declarar de nuevo y precisamente que no solo continuará, sino que ampliará e intensificará su trabajo faccional.

En el mismo período, los camaradas Rakovsky y Trotsky plantearon nuevamente la cuestión del Partido como el problema central de la revolución. Ciertos capituladores se han engañado (y han engañado a los demas) con argumentos pseudo dialécticos, en el sentido de que la corrección de la línea económica implicará una mejora del régimen en el Partido. "Es absurdo", escribió el camarada Trotsky a los camaradas rusos, "creer que el Plan Quinquenal puede modificar automáticamente el régimen del Partido". Por el contrario, el cambio de régimen en el Partido no es solo la premisa de los éxitos últimos, por el contrario, también una cierta garantía contra los peligros que crecen más rápidamente que los éxitos ". Y en varias ocasiones posteriores: "El régimen del Partido constituye un peligro mortal precisamente para la economía". Ravoksky y otros camaradas de la oposición rusa escribieron en el mismo sentido.

Sin embargo, el curso izquierdista del centrismo comenzó, hacia 1930, a transformarse en una política ultraizquierdista que se expresó en el "curso de industrialización" y en la "colectivización completa". La Oposición de Izquierda no se dejó llevar por el "vahido" estalinista. Sobre la cuestión de nuestra actitud hacia el nuevo curso ultraizquierdista, reforzó su cohesión, manteniendo su estrategia anterior de colectivización e industrialización. La oposición rusa lanzó el lema táctico: ¡Reduzca la velocidad! ¡Retirada! Este lema fue aprobado por unanimidad por la Oposición de Izquierda rusa. Más tarde, el nuevo curso fue reemplazado por uno más nuevo, en el que los elementos de los saltos aventureros se unieron a los de la retirada en pánico. Es tal la situación que el Decimosexto Congreso se congrego y provocó un nuevo agravamiento del régimen del Partido. "La preparación del bonapartismo, en la medida en que concierne al Partido, se ha logrado. En el Partido, el régimen plebiscitario ha sido definitivamente instalado ", escribió el camarada Trotsky con respecto a la URSS.

Para la Oposición, la preparación del Congreso se expresó en un frenesi de represalias. [1] La oposición presentó al Congreso una declaración "de los 7": Rakovsky, Muralov, Kossior, Kasparova, Grunstein. Zinzadze, Aussem. Todos estos camaradas son líderes de la oposición y están entre los miembros más antiguos del partido. Algún tiempo antes de esta declaración al C.C., al C.C.C. y a todos los miembros del Partido, una larga declaración de principio llamada La declaración de abril de los 4: Rakovsky, Kossior, Kasparova y Muralov. Alrededor de esta declaración se desarrolló una gran polémica en los campos de deportación y en secreto (en la URSS)

La vida ideológica de la oposición

Debe decirse que desde el día de su nacimiento, la Oposición en la deportación comenzó a vivir una intensa vida ideológica. No solo las cuestiones económicas, políticas, tácticas y estratégicas puntuales son profundamente estudiadas y discutidas acaloradamente, por el contrario, incluso los problemas más abstractos de la filosofía. Los reclusorios se han convertido en universidades revolucionarias. Numerosas obras marxistas serias han sido producidas por las plumas de Oposicionistas deportados. El nivel ideológico de los cuadros de la oposición rusa se puede considerar, sin ninguna exageración, como excepcional. Al librarse del lastre capitular, a ganar cohesión bajo el fuego de la represión, son los revolucionarios más firmes y valientes los que han permanecido en la deportación.

Durante este año en curso, el intercambio de ideas se ha vuelto muy difícil debido a un bloqueo postal casi completo. Es por eso que el estudio de las cuestiones a menudo no surge de los límites de los centros aislados de la deportación.

Ciertas diferencias -aunque no de principio- han sido provocadas por las siguientes tesis en la declaración de abril de Rakovsky: "Antes de que el Partido plantee la cuestión de suministrar al país alimentos y materias primas agrícolas reforzando la construcción de las granjas soviéticas, en al mismo tiempo, manteniendo el ritmo del desarrollo industrial ". Algunos de los compañeros encontraron una contradicción al lema de "retirada" en estas tesis. Su argumento se puede resumir en esto: "Es nuestro deber someter los ritmos burocráticos a una crítica despiadada y no mantenerlos. El período de aventurerismo ultraizquierdista en la política centrista de industrialización aún no ha llegado a su fin ".

Por otro lado, los camaradas que apoyaron las tesis del camarada Rakovsky respondieron con el siguiente argumento:

"El período en el que pertenecen los artículos y las cartas de Trotsky y Rakovsky (que exigía batirse en retirada y no para mantener los ritmos) es distinto del período de la declaración ... En el presente período, después del colapso del "colectivización completa", es la colectivización misma la que está en peligro. No solo está amenazado el 'plan quinquenal en cuatro años', sino que la realización del 'plan quinquenal' en su conjunto, y apoyar el lema de relajación del ritmo en tal situación, es profundamente erróneo ". Los Editores del Boletín de la Oposición rusa no han tenido la oportunidad de expresarse fundamentalmente sobre esta cuestión, ya que aún no había recibido la Declaración de abril en ese momento. Simplemente enfatizaron que "por supuesto, se entiende que estamos a favor de los 'ritmos máximos' siempre que sean económica y políticamente posibles", y que no es esta cuestión -a pesar de toda su gravedad- la que tiene una importancia decisiva en este momento, sino más bien la de los "métodos de dirección económica y de la vida del Partido con cuya ayuda se han elaborado, comprobado y verificado los ritmos". "

La naturaleza social del estado

Otra cuestión que ha provocado una amplia discusión es la del carácter social y las perspectivas del estado soviético, y la cuestión que está ligada a esto, a saber, la esencia social de la burocracia soviética (o el grado del divorcio entre la burocracia y las masas, como plantean la cuestión algunos de los camaradas), un fenómeno hasta ahora desconocido en la historia y que, en consecuencia, aún no ha sido analizado por el pensamiento marxista. ¿Hasta qué punto se puede considerar a la burocracia como una clase, como un embrión de una clase? ¿Puede convertirse en una clase? Tales son las cuestiones que están en el centro del análisis y la discusión sobre el sistema soviético. Evidentemente, no se trata de una fórmula rígida, es decir, de una metafísica, sino del análisis de las perspectivas y la orientación de los procesos vivientes. Según el corresponsal en Moscú del Boletín Ruso, el camarada Rakovsky indica esta tendencia "como la posible línea de transformación del Estado proletario en un estado burocrático con vestigios comunistas".

"El gran mérito", escribe el mismo corresponsal, "de los documentos escritos por el camarada Rakovsky desde 1928, es la profunda penetración y el análisis totalmente concreto de su proceso. La nueva declaración en cuestión, al mejorar este análisis y extenderlo al nuevo suplemento de la burocracia soviética, la naciente burocracia agrícola colectiva, interesado en preservar el estado actual del asunto, no solo establece que la atrofia burocrática amenaza con desnaturalizar el contenido social del sistema soviético en la URSS, sino que describe a grandes rasgos las características del orden burocrático que puede seguir el orden soviético, mientras permanece en el dominio de los fenómenos reales ".

Con respecto a la burocracia, el camarada Rakovsky escribe:

"Bajo nuestros propios ojos, se ha formado, y aún se está formando, una gran clase de gobernantes que tiene sus propias agrupaciones internas, multiplicadas por medio de cooptación premeditada, promoción burocrática directa o indirecta, sistema ficticio de elecciones). El apoyo básico de esta clase original es una especie, un tipo original, de propiedad privada, es decir, la posesión del poder del Estado. La burocracia posee el estado como propiedad privada escribió Marx. (Crítica de la Filosofía del Derecho de Hegel) "

La colonia de deportados en X ... formula la cuestion de la siguiente manera:

"Somos de la opinión de que la burocracia no es una clase y nunca se convertirá en una. Creemos que la burocracia, el estrato principal de la sociedad, degenerará que es el germen de una clase que no será burocrática en absoluto ... La burocracia es el germen de una clase capitalista que domina el estado y posee los medios de productivo colectivamente ".

El lema de una coalición en el C.C.

La diferencia en las tácticas, y parcialmente en principio, fue evocada por otra cuestion. En una de sus cartas en mayo, Rakovsky emitió el lema de una coalición en el Comité Central (izquierda, Centro y Derecha). Desafortunadamente, la insuficiencia de nuestra información no nos permite resumir las opiniones sobre este punto. Un compañero escribe:

"Creo que este eslogan tiene una base (la economía se ve obstaculizada), todas las facciones deben tener en cuenta este hecho y unirse a seguir una sola línea táctica a pesar de la diversidad de sus líneas estratégicas. Este lema puede hacerse popular entre las masas. Otra cuestión es saber si hay razones para ser optimista sobre su posible realización. El secretario general (Stalin) no se unirá a la coalición y, con la opinión dispersa del Partido, tal vez no sea capaz de ejercer suficiente presión. Sin embargo, estas consideraciones no son un argumento decisivo contra el lema. Debemos trabajar y luchar por su realización. De esta manera señalaremos el camino concreto -naturalmente, un camino imperfecto, por el contrario, la situación no permite otro mejor- para la abolición concreta del monopolio político de los centristas ".

Vamos a citar un extracto de las tesis de un compañero autorizado, ahora encarcelado en el reclusorio:

"El estado actual de la dictadura proletaria puede caracterizarse sobre todo por la naturaleza extrema de la degeneración burocrática de su aparato y, por así decirlo, por la envoltura burocrática de la dictadura proletaria".

Las tesis dicen que los órganos económicos,

"Cogidos por el pánico ante los elementos crecientes de la catástrofe, pretenden superar este retraso superando incesantemente los proyectos predeterminados, sobre todo, por el aumento excesivo de la explotación de los trabajadores y la disminución de su nivel de vida ... Como resultado de la superindustrialización, la condición de los trabajadores está empeorando.Los trabajadores están obligados a adaptarse a una reducción en los salarios reales y al agotamiento de los esfuerzos físicos ".

Las tesis definen la política de Centrismo en el país de la siguiente manera:

"Las consecuencias políticas de la política campesina llevada a cabo pueden retrasar la sovietización del país durante muchos años y hacer que regresemos a los viejos tiempos del comunismo de guerra. Toda la política será desacreditada, y el descrédito más irremediable afectará en principio, incluso la política de colectivización e industrialización, que son todas las enseñanzas de Lenin ".

"La principal desgracia", dicen finalmente las tesis, "consiste en el hecho de que, si bien existe la posibilidad de una reacción, y algunas veces incluso de una influencia decisiva en la dirección de la política, se organiza la resistencia de la Oposición en el sector proletario del Partido al deslizamiento del centrismo hacia la derecha, con el régimen existente, esta resistencia no puede tomar una forma suficientemente activa como para permitir poner fin radicalmente a esta política de la derecha y los saltos ultraizquierdistas, y realizar la reforma del liderazgo del Partido ".

El crecimiento de la oposición

Las tesis citadas anteriormente tocan el problema decisivo de la Oposición rusa, en consecuencia, el futuro de la dictadura proletaria en la URSS. Todos los hechos muestran la simpatía existente en la clase trabajadora hacia nuestras ideas, pero la debilidad de la organización opositora impide la cristalización de estos sentimientos y su desarrollo necesario. "El interés hacia nosotros crece sin dudas, somos débiles, aunque tenemos numerosos partidarios". En agosto, escuchamos de Kharkov: "Uno siente que se necesita un cierto impulso adicional, una nueva experiencia, de modo que lo que está cubierto de cenizas volvera a encenderse de nuevo. El trabajo debe organizarse de manera más regular y sistemática, el Boletín hizo que aparezca con más frecuencia, y necesitamos una organización interna que funcione bien. Sobre este punto, los camaradas en varias secciones creen que este impulso no está lejos ".

En una de sus últimas cartas a los oposicionistas rusos, el camarada Trotsky plantea la cuestion de la siguiente manera:

"Dado que la masa del Partido se dispensa definitivamente, entonces el único medio de aumentar las posibilidades para el desarrollo de la revolución de octubre y el Partido de Lenin por el camino Reformista, requiere la creación de una organización centralizada que funcione bien de los bolcheviques-leninistas, armado con medios técnicos suficientes para reaccionar sistemáticamente ante la opinión pública dispersa del partido....... Una política medio pasiva en el futuro significaría, sin mencionar otras cosas, la destrucción física gradual de nuestros mejores cuadros ".

El principal obstáculo en este camino es obviamente la represión y sobre todo la provocación. El G.P.U. inunda no solo nuestros grupos aislados de deportados sino también las cárceles con provocadores. La provocación es el arma principal de Stalin contra la Oposición. Al mismo tiempo, como hemos dicho, el terreno para el desarrollo de la Oposición de Izquierda es muy favorable. Hechos como la elección de un trabajador Oposicionista como presidente del consejo de fábrica, el rechazo de los trabajadores a elegir otro a pesar de la presión rabiosa del aparato, y finalmente su arresto por el G.P.U. (Mechanical Shops, Kharhov), la exitosa organización de colecta entre los trabajadores del ferrocarril Moscú-Kazan, por su propia iniciativa, para ayudar a los deportados y sus familias, el torrente constante de nuevos deportados, el arresto casi diario de nuevos oposicionistas, generalmente miembros del Partido, todo esto prueba que la Oposición no se reprime. Y a pesar de los incesantes arrestos, el G.P.U. no puede agotar las reservas de la Oposición, ya que se renuevan constantemente.

Nuevas Deportaciones

Un fenómeno especial y muy característico es la detención de los capituladores, es decir, de los antiguos oposicionistas que firmaron la declaración de Radek o Smirnov. Los capituladores encarcelados y deportados por segunda vez no son casos aislados, sino que constituyen un gran fenómeno de su tipo. Muestra, por un lado, que entre los capituladores, después del regreso a Moscú,se manifiesta nuevamente "recaídas en el trotskismo" y, por otro, el gran temor del aparato incluso para los cadáveres de la Oposición: los capituladores.

En cartas recientes (octubre), los camaradas comunican que estos fenómenos no solo no cesan sino que, por el contrario, se acrecientan. Se mencionan los capituladores que llegaron a la deportación en septiembre u octubre, es decir, más de un año después de su capitulación.

Nota

1. No nos detendremos en esta cuestion, que ha sido suficientemente ilustrada en las publicaciones de la oposición.